Más sobre nosotros...

Loading...

jueves, 24 de septiembre de 2015

Superación Personal

Hoy querríamos compartir con ustedes las palabras de María, componente de Why Not?, ganadores del Primer Puesto de la Categoría Premium (amateur de +30 años) del Campeonato Insular Rock Da House 2015. Ella nos ha enviado un texto con lo que ha significado para ella comenzar a bailar, a competir y a compartir con su hija la Danza. Sus palabras han tocado una fibra muy bonita en mí, pues fui una de las coreógrafas del grupo en concreto, y para mí como primera experiencia con ellos, fue maravilloso. Así que les dejo aquí sus palabras, con la esperanza de que inspiren a muchas personas a comenzar a bailar, pues nunca es tarde si las intenciones son buenas.






"Soy  María, componente del grupo de competición de Hip-Hop de adultos llamado WHY NOT?.
Este grupo se formó  el año pasado, podría decir muchos adjetivos y todos positivos. En
un principio pensaba solo en probar para ver si podía hacerlo, hubo muchos
momentos de cansancio, y de pensar que no podría aprenderme los pasos de la coreografía.
Nunca pensé que lo pudiera terminar. Y por muchos motivos, como por ejemplo el no
haber hecho ejercicio desde hace tiempo, no me ayudo mucho físicamente.
Después de tantos días de ensayo y poder llegar a un escenario junto a mis compañeros
y con mis profesores apoyándome en todo momento, y diciéndome  (¡ÁNIMO QUE TU
 PUEDES!).
¡Lo logramos! Es una satisfacción muy grande y una experiencia única en la vida de un
adulto, sobre todo si la compartes con tu hija, no lo voy a olvidar nunca.
Y después de todo esto,  de haberlo pasado tan bien, haber ganado una medalla y que las
personas que me vieron bailar me dijeran  ¡ENHORABUENA ¡
Pues esto es la recompensa por todo lo que hemos luchado, pero la mayor recompensa de una
madre fue lo que me pasó a mí  y fue ver venir a mi hija con los brazos abiertos diciendo..
¡¡¡ QUE ORGULLOSA ESTOY DE TI MAMI ¡!!"


MARÍA MARTIN HERNÁNDEZ



                                                                                                                                              15-09-2015





Temporada 2014/2015 --> Why Not?

lunes, 21 de septiembre de 2015

Jóvenes Promesas

Hoy les quiero enseñar a una pequeña campeona de este maravilloso mundo de la Danza. Davinia Moreno Peirote tiene tan solo 11 años, y ya ha impartido su primera clase, regalo qe ha recibido de una de las monitoras de la Escuela, Irene Hernández. Cito sus palabras: "Davinia, fue al Colegio donde imparto clases porque yo se lo propuse, como ejemplo de coordinación, disciplina, musicalidad etc.. para que mis peques vieran que da igual la edad, que si te quieres dedicar a esto tienes que trabajar, formarte en varios estilos, ir a muchísimas clases, crear tus propias piezas y sobre todo disfrutar de ello."





Ella es todo un ejemplo a seguir de constancia y trabajo, no recuerdo una clase donde ella no trabajara duro. Un enorme abrazo para esa super campeona. 

lunes, 14 de septiembre de 2015

Beneficios de la Danza en niños/as

Los Beneficios de la Danza en los niños, desde una temprana edad, son incontables. Aquí vamos a enumerar y a describir varios de ellos que para nosotros son, si cabe decirlo así, los mas destacados.


  • Mejora su condición física. Ayuda al niño desde pequeño a mejorar su coordinación, sin olvidar que juega un papel primordial tanto en la elasticidad del niño como en su fuerza. Ayuda a aumentar el rendimiento físico de nuestro hijo y a corregir su postura corporal, que se verá siempre afectada (y no de forma sana) por los malos hábitos posturales en colegios e institutos o en nuestros propios hogares.

  • Refuerza la confianza en ellos mismos. Al aprender y superarse en cada clase el niño adquiere una confianza en sí mismo y en lo que puede lograr usando los métodos de la clase de danza, que no son otros que constancia y esfuerzo. Esto enseñará al niño que con estas dos cosas básicas podrá conseguir las pequeñas metas que se proponga cada día.




  • Desarrollan mejor su destreza social. En la clase de danza mediante juegos y ejercicios aprenderán a socializarse con sus compañeros y a trabajar en equipo o en parejas. Todo esto se dará en un ambiente sano donde destacará siempre el respeto hacia los compañeros y hacia el trabajo de los mismos, aceptando a todos los compañeros tal y como son, lo que conlleva a ser aceptados y a sentirte queridos en igual medida. La danza además despierta en los niños sensibilidad y creatividad, dos cosas que son indispensables en su desarrollo como personas. 

  • Beneficios académicos. El baile, la música, el dibujo, la interpretación o cualquier otro tipo de arte ayuda al desarrollo mental del niño. Además de enseñarle a tener disciplina y constancia, que son clave en los estudios. Diversos estudios demuestran que los niños que practican danza (o algún tipo de actividad relacionada con el arte) sacan mejores notas académicas. 

  • Desarrollan respeto por otras culturas. La danza les dará conocimientos sobre otras culturas, sobre situaciones socio-culturales de otros países en el momento del nacimiento de la danza (en concreto que estén recibiendo en en esa clase). Aprendiendo así sobre otros países, culturas o momentos de la historia que llevarán al nacimiento de la danza. 

  • Desarrolla la creatividad y la imaginación del niño. La danza y los ejercicios que se llevarán acabo en clase, van encaminados a esto. A despertar en el niño la creatividad y la imaginación, haciendo que nazca de él muchas veces la misma danza, que sea fruto de su movimiento y pueda darle "rienda suelta" al sentimiento que le llega cuando comienza la música. 

  • Ayuda a expresar sentimientos. En las clases siempre se procura alentar o incentivar al niño para que exprese lo que siente sin vergüenza, siendo respetado por el resto de compañeros. De esta forma el niño aprenderá a expresar lo que siente en cada momento sin miedo a ser juzgado o a la burla del resto. Pues el respeto es la primera norma en una clase de danza. 

miércoles, 9 de septiembre de 2015

Entrevista: Daniel Morales

Esta entrevista la público con muchísima ilusión y muchísimo por la persona a la que van dirigidas estas preguntas. Para nosotros en general y para mí en especial, el siempre es y será no solo un gran amigo, compañero y hermano. Sino que además es uno de los mayores profesionales de la Danza en Canarias, que conozco a día de hoy. Y sí, sé que los hay muy grandes, pero él tiene no solo piernas de bailarín, brazos de bailarín o torso de bailarín, el tiene corazón de bailarín, y eso no lo tienen todos. Es un placer tener en este Blog de nuevo a: Daniel Morales. 
  • ¿Cómo ha sido esta temporada 2014/2015 laboralmente hablando?
Pues muy cargada, la verdad. Lo más destacado ha sido entrar en el Tenerife Danza Lab (TDL), laboratorio de Danza Contemporánea que reside en el Auditorio de Tenerife Adán Martín. También durante este tiempo he tenido la posibilidad de mostrar mi trabajo como creador con varias piezas en distintos espacios y festivales. He tenido tiempo para aprender muchísimo, enseñar, crear y compartir. En definitiva, ¡ha sido una gozada!


  • ¿Qué nuevos proyectos laborales tienes para este curso?
La vuelta del verano viene con grandes experiencias. El plato fuerte será participar en el certamen de solos del Festival Internacional de Danza Contemporánea de Canarias, 20MASDANZA, con una pieza titulada "Invierno" y que se celebrará en octubre en el sur de Gran Canaria. Este festival hizo que despertase mi curiosidad hacia la Danza Contemporánea hace unos buenos años, cuando a penas llevaba tiempo trabajando como bailarín, y el hecho de poder estar sobre ese escenario y en ese marco, junto a otros participantes, técnicos y programadores de distintos lugares del mundo... es que se me ponen los pelos de punta solo de pensarlo (me costó lo suyo asimilar la noticia jajajaja). Y el resto se irá viendo sobre la marcha, pero lo que tengo claro es que quiero seguir disfrutando de mi trabajo como lo hago.


  • ¿Qué piensa el Daniel Morales (2016) sobre el Daniel Morales (2014)?
Creo en las transiciones, en los momentos vitales; el 2014 fue uno de esos años de transición. Ese Daniel Morales se sentía como un niño pequeño gozando del aprendizaje y de los cambios, colocándome en lugares de mi cuerpo y de mi vida que tenía la necesidad explorar y descubrir desde hacía ya tiempo. Dispuesto a errar para aprender y mejorar, para disfrutar.


  • ¿Qué disfrutas de la Danza ahora que antes no disfrutabas?
De poder ser intérprete y de los tiempos que tengo para dedicarme a cada ámbito de mi trabajo. Creo que hay que tener especial cuidado con el tiempo que uno dedica a cada cosa. Hay que mimar los procesos. Después de tantos años dedicándome sobre todo a la enseñanza, ya me tocaba poder bailar y bailar. Pero sobre todo disfruto de poder crear sin limitaciones, investigando tanto en el movimiento como en la pedagogía dirigida a la danza. Siempre he disfrutado de mi trabajo, solo que ahora lo hago más. Trabajo en esto por puro placer y porque tengo cada vez más una necesidad de aportar a los demás a través de la danza, porque me hace feliz.


  • También me gustaría preguntarte ¿qué conoces o que dirías sobre la Danza ahora que no hubieras conocido o dicho hace unos años?
Podría decir muchas cosas... He aprendido tanto en este tiempo, que me siento afortunado. Pero basándome en mi experiencia diría que la danza es un tesoro, un trabajo digno que se debe empezar a valorar desde las escuelas. Hay centros de "formación" que lo único que hacen durante el curso es, hablando mal y pronto, tupir la cabeza del alumnado con coreografías sin ni siquiera replantearse cómo mejorar en cuanto a metodologías de trabajo y qué recursos pedagógicos utilizar. Muchos carecen de cosas tan básicas como que los alumnos aprendan a trabajar el cuerpo de forma sana y consciente, que puedan explorar independientemente del estilo que se trabaje. Yo también era de los que preparaba las clases con coreografías y poco más pero me di cuenta de que la enseñanza de esta forma NO es del todo REAL e incluso puede limitar a los que pagan por aprender de nosotros. Era mi labor darme cuenta de esos errores y elegir entre que los alumnos aprendan o simplemente copien movimientos. Hoy y aquí, en Canarias, creo que una de las falsas prioridades es estar a la moda sobre todas las cosas, olvidándonos a veces de lo que realmente nos gusta hacer con tal de complacer. Hoy y aquí, en Canarias, hay "profesores" con escasa experiencia ejerciendo como tal incluso con niños pequeños, que son los que deberían estar más acompañados por profesionales (estamos hablando de cuerpos aún sin desarrollar y es un tema muy serio). Hoy y aquí, en Canarias, es más importante un premio y el reconocimiento social que la satisfacción por superarse a uno mismo trabajando duro (los campeonatos están haciendo mucho daño). Pero también, hoy y aquí, hay mucha gente con ganas de cambios, de respetar y disfrutar del tiempo del que hablaba antes. Cada vez más, los bailarines canarios son reconocidos fuera de las islas y los hay quienes abogan por hacer que realmente se le de el valor que necesita esta profesión y, lo más sorprendente, sin la necesidad de mentir. También hay cada vez más gente que se anima a conocer más este arte por la gran oferta de escuelas de danza que hay.

Creo que la danza, como en todos los trabajos, hay que emplear muchísima dedicación y por parte de las instituciones darle mucha más visibilidad y recursos de los que tiene. Hoy digo que la danza, en todas las áreas que puede abarcar, es un mundo tan amplio y bonito que antes era incapaz de imaginar, y me da pena que la gente solo se quede con lo que ve y no con todo lo que hay detrás.

  • ¿Podrías contarnos algo sobre el trabajo en la compañía y sobre la compañía en sí?
Tenerife Danza Lab (TDL) es un laboratorio de movimiento que parte de la Danza Contemporánea y reside en el Auditorio de Tenerife. Trabajamos con tres itinerarios: artístico, pedagógico y social. Hace unos días comenzamos con "Danza en Comunidad", proyecto social que consiste en acercar lo máximo posible a determinados colectivos a la vida de un bailarín profesional. La primera fase del proyecto se está llevando a cabo con grupos de presidiarios del Centro Penitenciario Tenerife II, donde trabajaremos hasta finales de septiembre y que concluirá con una pieza de Danza Contemporánea interpretada por ellos. Durante el año hacemos talleres pedagógicos con colegios, institutos, centros ocupacionales, la Escuela del Espectador del Auditorio de Tenerife, integrantes de otros proyectos del Área Educativa del Auditorio de Tenerife... Un sin fin de experiencias donde podemos compartir con mucha gente y donde aprendemos todos de todos. También solemos invitar a coreógrafos invitados con el fin de dirigir una creación colectiva con TDL. Este año tuvimos el placer de acabar nuestro primer período de trabajo con "Garganta", una pieza dirigida por Daniel Abreu, Premio Nacional de Danza 2014, cuyo proceso creativo duró siete intensas semanas. Y en general, como laboratorio, estamos abiertos a la búsqueda de recursos y actividades que nos puedan nutrir más como bailarines y profesores y que podamos compartir con todo aquel al que le pique el gusanillo.

  • ¿Qué consejos darías a quien hoy da sus primeros pasos en la Danza?
Que disfrute todo lo que pueda. Que aproveche el tiempo y que trabaje mucho ya que es una profesión donde los frutos se obtienen a través de la constancia. Que no se juzgue y que tenga la mente abierta, así el cuerpo no se volverá rebelde jajajaja. Hay que dedicarse a lo que uno realmente le gusta. Estamos en años de precariedad laboral y necesitamos luchar por las cosas que realmente nos llenan. Así que si eligen este camino, confíen y nunca pierdan la ilusión.

  • Háblanos sobre tu marcha de nuestra isla y tu llegada a Tenerife.
Pues básicamente que fue muy fugaz jajajaja. Fue muy fácil acostumbrarme a vivir en Tenerife y la realidad es que me encanta. Iba para Barcelona y acabé en Tenerife, pero no me puedo quejar en absoluto jajajajaja.

  • Tres palabras que describan el cambio que ha dado tu vida.
Movimiento, tranquilidad y aprendizaje.

  • Unas palabras que nos hablen de ti y de donde quieres estar dentro de cinco años.
¿De mi? A voz de pronto no me sale nada...soy malísimo para hablar de mi, cosa que ya me tendré que tratar en algún momento de mi vida jajajajajaja. Y dentro de cinco años no se donde quiero estar, pero lo que sí estoy seguro es que quiero seguir aprendiendo y apoyándome en mi profesión. Donde sea y con los míos :)